Boletín de Negociaciones de la Tierra

. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .

Servicio Informativo sobre Negociaciones Relacionadas con el Medio Ambiente y el Desarrollo Sostenible

 

Formato PDF
Formato Texto
Versión en inglés
Versión en francés


Publicado por el Instituto Internacional para el Desarrollo Sostenible (IIDS)

 

Vol. 13 No. 132
Viernes, 27 de mayo de 2005

HECHOS DESTACADOS DEL FNUB-5:

JUEVES, 26 DE MAYO DE 2005

El jueves, los delegados se reunieron durante todo el día en un segmento de alto nivel sobre acciones para el futuro. La actual negociación sobre el proyecto de decisión del Presidente fue desarrollada durante todo el día y tarde por la noche. También se estableció un pequeño grupo de contacto para negociar la declaración ministerial.

SEGMENTO DE ALTO NIVEL: ACCIONES PARA EL FUTURO

La UE señaló que la decisión final sobre el texto deberá ser pospuesta si no pueden acordarse las metas y los objetivos. NUEVA ZELANDA acentuó, entre otras cosas, las reuniones regionales bianuales y las evaluaciones del progreso y los nuevos arreglos de financiamiento. MALASIA pidió un compromiso político firme, creación de capacidades y financiamiento. SUDÁFRICA pidió que el Arreglo Internacional Forestal (AIF) identifique los modos concretos en los que los bosques pueden contribuir a la erradicación de la pobreza. La FEDERACIÓN RUSA recomendó la mejora de la función del FNUB en el desarrollo de políticas.

INDIA destacó el rol de los Principios Conjuntos de Manejo de Bosques de su país en la erradicación de la pobreza. FRANCIA destacó los éxitos en la Alianza de la Cuenca del Congo y puso énfasis en la ambición y flexibilidad del AIF. GABÓN, en representación de la Comisión Central Africana de Bosques, lamentó que, más allá de que en su país el siete por ciento de los bosques estén protegidos, la deforestación continúe. TRINIDAD Y TOBAGO hizo énfasis en la rehabilitación de las reservas de agua y en el desafío generado por los desastres naturales. FINLANDIA expresó su decepción por que no se haya logrado un instrumento legalmente vinculante, ya que una ley suave traerá compromisos suaves. El RU acentuó el hecho de vincular los objetivos estratégicos con los ODM y dijo que el status quo es inaceptable.

LATAVIA pidió una definición clara del rol del Estado en el logro del MFS. LESOTHO señaló que su política de bosques alienta la igualdad de géneros. ARGENTINA recomendó objetivos con límites de tiempo. CHINA acentuó, entre otras cosas, la soberanía nacional por sobre el MFS y el hecho de que se involucren acuerdos ambientales multilaterales (AAMs) y a los grupos principales en el desarrollo de políticas. COLOMBIA pidió un compromiso político y financiero renovado de la comunidad internacional. LÍBANO señaló que la ACB tuvo éxito y que los países donantes deben continuar trabajando en alianzas. Tras señalar la falta de un instrumento legalmente vinculante, HUNGRÍA apoyó la responsabilidad voluntaria sobre las directrices acordadas. PAÍSES BAJOS señaló que la ausencia de acción pone en riesgo la credibilidad de todos los procesos relacionados con los bosques.

La ACB enfatizó la importancia de hacer la simplificación de los informes forestales y dijo que los miembros de la ACB son responsables ante sus respectivos órganos gobernantes. La Organización Internacional de las Maderas Tropicales (OIMT) señaló que la deforestación está concentrada en 15 países y que las plantaciones proveen pocos servicios ambientales. La Convención de las NU para el Combate de la Desertificación (CNUCD) advirtió contra el hecho de culpar de la deforestación a sus víctimas. El Convenio sobre la Diversidad Biológica (CDB) destacó las contribuciones de sus Metas Globales de Biodiversidad para el año 2010 y el programa de bosques. El Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) preguntó por qué el AIF sigue siendo débil más allá del consenso en relación con la disminución de los ecosistemas forestales y señaló que la revisión de los ODM hará al FNUB responsable por esta inacción.

Las MUJERES pidieron cambios estructurales entre las organizaciones forestales para tratar la equidad de género. Los JÓVENES Y NIÑOS recomendaron que, entre otras cosas, las ganancias de los bosques lleguen quienes viven en ellos. TRABAJADORES Y SINDICATOS señalaron que el fin de las actividades forestales ilegales es más una cuestión d3 justicia social que de refuerzo. AGRICULTORES Y PEQUEÑOS PROPIETARIOS DE BOSQUES pidieron que se asegure la tenencia de los bosques y los derechos de propiedad y que se reconozcan las contribuciones de los bosques a su sustento de vida. POBLACIONES INDÍGENAS pidieron que se agreguen referencias a la participación de las poblaciones indígenas en el texto del Presidente. Las ONGs señalaron que el diálogo sobre un instrumento legalmente vinculante ha estorbado la necesaria implementación, y que si no se establecen metas claras y cuantificables, y mecanismos de informes, la mayor parte de las ONGs no participará en el AIF.

NIGERIA e IRÁN pidieron creación de capacidades, flujos financieros y transferencia de tecnologías ambientalmente racionales para el apoyo de la implementación del MFS. BOLIVIA señaló los efectos del conflicto sobre los bosques y recomendó que se democratice el acceso a los recursos de los bosques. NORUEGA acentuó la necesidad de metas globales y con marcos temporales, alianzas transectoriales y un componente regional en el AIF. ZIMBAWE pidió recursos financieros adicionales para tratar los desafíos de la implementación del MFS, incluyendo la alta deuda nacional, la pobreza, el VIH/SIDA y los desastres naturales. TANZANIA señaló una correlación positiva entre la conservación de los bosques y el logro de los objetivos de desarrollo internacional. POLONIA enfatizó la responsabilidad global común de la comunidad para con los bosques. PERÚ enumeró las iniciativas sobre el MFS, entre las que incluyó el reconocimiento de los derechos ancestrales de las poblaciones indígenas. PAKISTAN señaló sus esfuerzos para reducir la dependencia a los bosques naturales.

ZAMBIA destacó su internalización de los compromisos de los Acuerdos Ambientales Multilaterales. EE.UU. pidió la adopción de un código voluntario y un FNUB fortalecido, que se reúna cada dos años y mantenga reuniones regionales en el año que queda libre, en conjunción con las Comisiones Económicas regionales o las Comisiones Regionales de FAO.

SUIZA acentuó su preferencia por un Instrumento legalmente vinculante, que garantizaría el financiamiento, pero agregó que está listo para explorar alternativas que contengan objetivos con límites temporales complementados con metas nacionales. JAPÓN apoyó que la adopción de una ruta de acción práctica y un código de conducta. SERBIA Y MONTENEGRO acentuó la importancia de la descentralización, la democratización y el planeamiento participativo. ITALIA destacó el refuerzo de las leyes forestales y la gobernanza como cuestiones centrales, particularmente en las situaciones posteriores a los conflictos. NEPAL señaló la falta de recursos financieros para el MFS. SUECIA acentuó la importancia del rol de las mujeres en los bosques. AUSTRALIA puso énfasis en los focos regionales y un AIF fuerte que refleje la implementación significativa. CANADÁ destacó su compromiso con la AOD y el AIF, pero advirtió que su país y algunos otros seguirán procesos alternativos si el FNUB falla al tratar la deforestación y la degradación de los bosques. CROACIA, FILIPINAS, GUYANA y CUBA señalaron que cualquier AIF futuro debe resolver los modos inadecuados de implementación que existen actualmente. CHILE puso énfasis en el tratamiento de las causas principales del desacuerdo dentro del FNUB. HONDURAS describió el foco regional de América Central y estableció su preferencia por un instrumento legalmente vinculante.

Luego de la lectura de la declaración ministerial de Pekka Patosaari, Coordinador y Director de la Secretaría del FNUB, la UE, JAPÓN, CUBA, SUIZA, IRÁN, NORUEGA, CANADÁ y MÉXICO señalaron que la declaración es muy general y no envía un mensaje lo suficientemente fuerte a la Asamblea General de las NU en representación del FNUB. SUIZA e IRÁN comentaron entonces que no refleja los debates en curso sobre las cuestiones principales.

CANADÁ acentuó la necesidad de reflejar los principales pilares de un futuro AIF que aún están siendo negociados, y de poner el foco en los ODM. Aunque inicialmente apoyó la declaración propuesta, luego EE.UU. propuso que se use una resolución ómnibus para conducir el mensaje del FNUB-5 y pidió que se retire la declaración. El Presidente decidió, y los delegados acordaron, retirar el proyecto de declaración ministerial y dar lugar a un resumen del Presidente.

GRUPO INFORMAL DE CONTACTO

Tarde el miércoles por la noche y a primera hora del jueves, los delegados acordaron, ad referendum, el texto sobre los objetivos para aumentar significativamente el área de bosques protegidos y los bosques manejados de manera sostenible alrededor del mundo y revertir la caída de la AOD para el MFS.

MÉXICO, con el apoyo de SUIZA, la UE, GUATEMALA y CANADÁ, advirtió contra la inclusión de objetivos acordados en el proyecto de declaración ministerial antes de que se llegue a un acuerdo sobre otros elementos importantes del proyecto de texto del Presidente.

Sobre el objetivo relacionado con la pérdida de cobertura de bosques, NIGERIA, con EE.UU., logró el consenso sobre “revertirla” en lugar de “bajarla significativamente”. MÉXICO, con el apoyo de BRASIL, GUATEMALA y SUIZA, pidió un texto sobre la rehabilitación del suelo forestal degradado. BRASIL agregó “MFS” e INDONESIA llevó al MFS al principio del párrafo. EE.UU. pidió “protección” de los bosques. NIGERIA, con el apoyo de INDONESIA, pidió un texto sobre “desarrollo de plantaciones” que luego fue modificado por “reforestación y forestación” por EE.UU. La UE y CANADÁ acentuaron la necesidad de referirse a los suelos forestales degradados. NIGERIA, con MÉXICO, apoyó tanto no hacer un listado como hacer un listado abarcador de actividades relacionadas con el MFS. Los delegados acordaron ad referendum sobre el objetivo de “revertir la pérdida de la cobertura de bosques alrededor del mundo a través del MFS, incluyendo protección, restauración, forestación y reforestación, y aumentar los esfuerzos para prevenir la degradación de los bosques”.

Luego el grupo debatió un objetivo sobre la mejora de la contribución de los bosques a los objetivos de desarrollo. MÉXICO acentuó la sostenibilidad ambiental como uno de los ODM. NIGERIA propuso que se reduzca significativamente la pobreza, y ARGENTINA agregó “en las áreas de bosques”. La UE, con la oposición de BRASIL, avanzó al lograr la “reducción significativa de la cantidad de personas que viven en extrema pobreza para 2015”. EE.UU., con BRASIL, apoyó un objetivo más amplio de “mejorar los beneficios económicos, sociales y ambientales relacionadas con los bosques”.

La UE se retractó sobre su propuesta de reducción de la pobreza para 2015 pero, con el apoyo de EE.UU., GUATEMALA y NORUEGA, pidió una referencia a la mejora de los sustentos de vida de las poblaciones que dependen de los bosques. El grupo acordó sobre el objetivo de mejorar las contribuciones de los bosques para el logro de los objetivos de desarrollo acordados internacionalmente, “en particular con respecto a la erradicación de la pobreza y la sostenibilidad ambiental, incluyendo la mejora del sustento de vida de las poblaciones que dependen de los bosques”.

Sobre la introducción de los objetivos, BRASIL, con el apoyo de COLOMBIA, INDIA, ARGENTINA y NIGERIA, propuso que “el progreso demostrable” se logre para 2015. SUIZA, con la oposición de BRASIL, prefirió “no más tarde de 2020”. EE.UU. ofreció un compromiso para especificar “preferiblemente para 2015, pero no más tarde de 2020”. La UE preguntó si el progreso demostrable sobre “esfuerzos” o “logros” de los objetivos debe ser mostrado en una fecha límite. SUIZA propuso que “todos los esfuerzos posibles deben ser hechos para lograr los objetivos globales compartidos en 2015, y progresos que puedan demostrarse para 2011”. SUIZA, con MÉXICO, NORUEGA y COSTA RICA, explicó que vincular los objetivos forestales con la revisión de la Comisión sobre Desarrollo Sostenible (CDS) ayudará a disminuir el peso de la elaboración de los informes. EE.UU. acentuó que la CDS no tiene jurisdicción sobre los bosques y, con COLOMBIA y ARGENTINA, se opuso a vínculos con la revisión de CDS y sugirió una revisión en 2011. NIGERIA acentuó que la línea temporal de los objetivos es contingente con los medios de implementación. CUBA apoyó una revisión en 2015, separada de la revisión de la CDS.

CANADÁ sugirió que se logren los objetivos “no más allá de 2020” y que se haga un progreso demostrable para 2015. EE.UU. se opuso a “lograr” los objetivos y apoyó el progreso demostrable.

La UE se opuso a especificar que el FNUB debe lograr los objetivos y acentuó las responsabilidades de los países. BRASIL acordó, señalando el importante rol de las instituciones financieras internacionales en el logro de los objetivos. También aclaró que el progreso demostrable dependerá de los medios de implementación.

En relación con un párrafo sobre medidas voluntarias nacionales, BRASIL, con el apoyo de NORUEGA, acentuó la importancia de desarrollar políticas “integradas” y medidas que tengan en cuenta los siete elementos temáticos del MFS. NIGERIA, con el apoyo de EE.UU. y COLOMBIA, señaló que los siete elementos temáticos sean tratados en un párrafo separado. MÉXICO, con el apoyo de EE.UU., pidió medidas voluntarias nacionales, políticas, acciones “y”/o metas para 2007.

BRASIL estuvo en fuerte desacuerdo con las “metas” y apoyó un texto sobre “desarrollo o indicación de medidas, políticas y acciones”, que SUDÁFRICA objetó de manera muy fuerte.

MÉXICO acentuó la necesidad de elaborar informes sobre actividades de silvicultura nacional y logros desde 1992. Y BRASIL, acentuó la elaboración de informes sobre acciones futuras.

Tras una pausa, BRASIL, con el apoyo de INDONESIA, CANADÁ, SUIZA, MÉXICO y EE.UU., ofreció reemplazar “metas” por “objetivos específicos” y que se elimine la referencia a cualquier año. Los delegados acordaron con BRASIL que los objetivos y las metas deben ser “voluntarias” y “nacionales”. CANADÁ y MÉXICO se mostraron a favor de mantener la referencia a 2007.

La UE sugirió un compromiso que consiste en la eliminación de la referencia a 2007 y llevarla a un párrafo sobre la elaboración de informes. BRASIL aceptó este compromiso pero prefirió 2010, luego de señalar que no todos los países tienen la capacidad de elaborar informes para 2007. MÉXICO no vio razones para el cambio de fecha y señaló que todos los países ya están elaborando informes para la FAO. La UE también objetó y señaló que todas las elaboraciones de informes deben ser voluntarias. INDONESIA y NIGERIA se opusieron a la elaboración de informes con límites de tiempo. SUIZA pidió flexibilidad y señaló que las concesiones para abandonar los objetivos globales cuantitativos no estaban siendo recíprocas. También insistió en la elaboración de informes con límites temporales y acentuó la importancia de establecer un mecanismo para formular e informar sobre los objetivos nacionales. Luego dijo que sin ese mecanismo los recursos financieros nacionales serán designados a otras áreas políticas.

EN LOS PASILLOS

Decepcionados por el estancamiento sobre si negociar y cómo los términos de referencia para un código voluntario, algunos países han discutido la posibilidad de suspender temporalmente el FNUB-5. El rumor surge aunque no se ha recibido instrucciones de parte de algunos ministros para buscar dicha suspensión. Sin embargo, la mayoría piensa que el futuro AIF no será concluido en el FNUB-5 sino que será negociado durante alguna de las reuniones del período entre sesiones.


Este número del Boletín de Negociaciones de la Tierra © <enb@iisd.org> fue escrito y editado por Andrew Baldwin, Deborah Davenport, Ph.D., Radoslav Dimitrov, Ph.D., Reem Hajjar, y Peter Wood. Editor de Contenido Digital: Dan Birchall. Traducción al español: Socorro Estrada. Editora: Pamela S. Chasek, Ph.D. <pam@iisd.org>. Director de Servicios de Información de IIDS: Langston James "Kimo" Goree VI <kimo@iisd.org>. El soporte financiero permanente del Boletín es brindado por el Gobierno de los Estados Unidos (a través del Bureau de Océanos y Asuntos Ambientales y Científicos Internacionales del Departamento de Estado), el Gobierno de Canadá (a través de CIDA), la Agencia Suiza para el Medio Ambiente, los Bosques y el Paisaje (SAEFL), el Reino Unido de Gran Bretaña (a través del Departamento para el Desarrollo Internacional - DFID), el Ministerio de Relaciones Exteriores de Dinamarca, el Gobierno de Alemania (a través de su Ministerio Federal de Medio Ambiente - BMU, y su Ministerio Federal de Cooperación para el Desarrollo - BMZ), el Ministerio de Relaciones Exteriores de Países Bajos, la Comisión Europea (DG-ENV), y el Ministerio de Medio Ambiente de Italia. El soporte financiero general del Boletín durante el año 2005 es brindado por el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA), el Gobierno de Australia, el Ministerio Federal de Gestión de la Agricultura, la Silvicultura, el Medio Ambiente y el Agua de Austria, el Ministerio de Desarrollo Sostenible y el Ministerio de Asuntos Exteriores de Suecia, el Ministerio de Medio Ambiente y el de Relaciones Exteriores de Noruega, el Ministerio de Medio Ambiente y Relaciones Exteriores de Finlandia, SWAN Internacional, el Ministerio de Medio Ambiente de Japón (a través del Instituto para las Estrategias Ambientales Globales - IGES), y el Ministerio de Economía, Comercio e Industria de Japón (a través del Instituto de Investigación sobre Industria y Progreso Social Global - GISPRI). El financiamiento para la traducción al francés del Boletín es brindado por la Organización Internacional de la Francofonía y el Ministerio de Relaciones Exteriores de Francia. La financiación para la traducci�n al espa�ol del Bolet�n fue provista por el Ministerio de Medio Ambiente de Espa�a. Las opiniones expresadas en el Bolet�n de Negociaciones de la Tierra son de los autores y no necesariamente reflejan los puntos de vista del IIDS o de sus auspiciantes. Extractos del Bolet�n de Negociaciones de la Tierra pueden ser utilizados en publicaciones no comerciales con la cita acad�mica correspondiente. Para obtener informaci�n acerca del Bolet�n de Negociaciones de la Tierra o solicitar su servicio informativo, contacte al Director de Servicios de Informaci�n del IIDS por correo electr�nico <kimo@iisd.org>, tel�fono: +1-646-536-7556 o en 212 East 47th St.#21F, New York, NY 10017 USA. El equipo de trabajo del Bolet�n de Negociaciones de la Tierra en el FNUB-5 puede ser contactado por correo electr�nico en <andrew@iisd.org>.